Pastoral de la Salud

La acción de la Iglesia en el mundo de la salud, la pastoral de la salud, engloba todas las dimensiones de la vida de la Iglesia:

  • Evangelización y catequesis.
  • Celebración, liturgia y vida sacramental.
  • Atención, cuidado y acompañamiento de las personas.
La Organización Mundial de la Salud incorpora a su definición de salud no sólo aspectos físicos y orgánicos, sino también la dimensión psíquica, social y espiritual de la persona.

El nuevo contexto científico, social y económico plantea a la Iglesia nuevos retos y desafíos de nuestra presencia:

  • Preocupación por las personas que no tienen una cobertura y atención socio sanitaria adecuada.
  • Acompañamiento a la persona que sufre y a su familia durante el proceso de la enfermedad.
  • Animación de la presencia activa de las personas enfermas y dependientes en sus comunidades y en la sociedad en general.
  • Apertura a la evangelización que los propios enfermos nos brindan.
  • Formación y educación para que las personas podamos vivir sanamente la salud, la enfermedad, el sufrimiento y la muerte.
  • Promoción de la salud.
  • Iluminación de los problemas éticos en el campo de la enfermedad.
  • Formación de animadores de pastoral de la salud para las comunidades.

keyboard_arrow_up